Nov 192018
 

Buenas,

una de las actividades por la zona en que estoy es el senderismo o trekking. Y en algunas ocasiones se va a aldeas para convivir con una familia.
Es lo que queríamos hacer Fadela, Ciril y yo, los franceses con los que he compartido estos días. Hay dos agencias, la de la Oficina de Turismo y la del hotel donde estamos. Nos decidimos por la de la oficina de turismo porque iba a una aldea más remota mientras que la que nos ofrecían en el hotel era de las aldeas que podías ir en bici, aunque por supuesto te llevan por otros caminos para que veas el entorno.

Por no extenderme mucho nos engañaron totalmente diciendo que no era muy difícil, que había una subida fuerte al principio y otra al final, pero nada de eso ni del resto de cosas que prometían.
Fueron mas de nueve horas. Las siete primeras subida continua y las dos últimas para olvidar en un sendero que como nadie usaba, ni los de la aldea, tenían que ir los guías abriendo camino con machete… Ya de noche.
Llegamos a la aldea sobre las ocho, ya solo para cenar y dormir. Bueno, nos ofrecieron masajes. Yo no soy de masajes, pero mis compañeros de viaje los tomaron.

(*) Algunas fotos son de Ciril (las *IMG*), ya las documentaré más con tiempo. Yo iba tan empapado que la camara se me estaba mojando en el bolsillo y la tuve que poner en la mochila.

Y hablando de la mochila, gracias a que el segundo guía Amme, se ofreció a llevar la mía, y aún así. Yo puedo subir una cuesta más o menos larga y luego seguir si el terreno tiene de todo, pero lo de las siete horas subiendo un desnivel de 900m se me escapa.

Bueno, esta es la aldea hasta la que fuimos en tuk-tuk y desde la que deberíamos partir, pero el otro guía no estaba ahí y tardaron lo suyo en encontrarse, por lo que ya salimos más de las 10, cosa que no tiene ningún sentido para que luego fuera una jornada tan larga.

Eso sí, conforme vas subiendo las vistas están muy bien, aunque tengas que sentarte para hacer las fotos. Guiño

Pasamos por plantaciones de caucho.

Una vez en la aldea, la cena, como las demás comidas estaba muy bien. Aunque en el "homestay" que hice en Vietnam cenamos con la familia y la guía hacía de intérprete. Aquí, los guías y nosotros.

Por la mañana ya pudimos ver la aldea…

Pedimos  hacer dos grupos y Fadela y yo regresamos con Amme por una pista forestal que era mayormente cuesta abajo. Ciril se fue con el otro guia y nos encontramos en una aldea donde comimos y ya nos trajo un tuk-tuk hasta Muang Sing.

Unas fotos del paisaje bajando.

Saludos,
Colegota

  4 Respuesta a “El trek equivocado en Muang Sing”

  1. jopete veci yo me muero si me pasa eso. pero que lugar mas bello

  2. Bueno, pues una vez pasado el palizón de esa pedazo de caminata, y visto que sigues vivo gracias probablemente a las deliciosas viandas, sólo me queda disfrutar de estas maravillosas fotos, desde mi mullida camita jajjajajjaaaaa Madre mía, qué campeones…

  3. Interesante caminata …. 🙂

Deja tu Despiste en revu Cancelar respuesta

Puedes utilizar estas etiquetas HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

(necesario)

(necesario, no se mostrará)