Nov 132013
 

Buenas,

el Yaghan es un transbordador que une Puerto Williams, en la parte sur del Canal de Beagle, con Punta Arenas en el Estrecho de Magallanes. Es un viaje de 38 horas por los canales australes sorteando islas y fiordos bordeados por montañas nevadas como las de la cordillera Darwin y algún que otro glaciar. Si bien una de las partes más interesantes que podría ser la zona de glaciares conocida como el ventisquero se pasa de noche debido a un cambio de horario que no convence a nadie y que puede perjudicar al turismo que lo realiza en este sentido.

Aún así el resto del viaje no deja de ser interesante y puedes imaginarte como sería la navegación cuando los primeros europeos llegaron por aquí pues el paisaje no ha cambiado. Lo de los habitantes originales, los yamanas o yaghanes, que iban desnudos pues era peor que se les mojase la ropa y navegaban en canoas de corteza de árbol ya es para tratarlo aparte.

Al comienzo del viaje volviendo a pasar por Ushuaia y su faro (que no es el) del fin del mundo.



Espectáculo para la vista.

Pasajeros llenando tarjetas de memoria.

Un viajero abrigado que se agarra donde puede en un momento de mar complicada.

El glaciar Nena, que se pasa el segundo día.

Y por fin el Estrecho de Magallanes que como se puede ver es muy ancho.

Espero que os guste esta mini selección. Cuando esté en casa tengo unos cuantos carretes más para revelar solo de este viaje.

Saludos,
Colegota

  5 Responses to “El viaje en el Yaghan”

  1. Parece que hace un poco fresco por allí ¿no? 🙂
    Solo te falta cruzar el Cabo de Hornos y ya estarías hecho un lobo de mar, con credenciales para ponerse un pendiente y todo (como los antiguos piratas). 😀
    Sigue disfrutando… 😉

  2. Impresionante !!!

    Disfruta y ya tendras tiempo de explayarte, las fotos muy buenas 🙂

    Por cierto de comida y eso no comentas nada, entiendo no sera nada excepcional o “cocina internacional” 😉

    Abrazoskis,

    • Pues por aquí lo que más hay en restaurantes son Argentinos y Chilenos, depende el país en el que estés en ese momento, jejeje… 🙂

      Ahora en serio, en ambos países se come muy bien. La mayoría de los restaurantes en las zonas turísticas son basados en comida tradicional pero muy elaborados, casi tipo cocina francesa pero con buenas raciones. 😉 Hambre no estoy pasando precisamente. Y es de lo poco en que la relación calidad precio merece la pena.

      Cenar un plato fuerte con cerveza y postre sale entre 15 y 20 euros. La vida aquí está carísima, de los hoteles mejor ni hablar, aún los “hostels” u hostales y luego todo lo turístico disparado.

      A los que usan Kontalk (parecido al guasap pero software libre) les he mandado alguna fotillo porque suelo hacer de casi todas las comidas, al resto ya os haré una galería una vez en casa.

      Saludos,
      Colegota
      PD Seguid disculpando el que no conteste a todos los comentarios pero he estado sin Internet o con una lentísima y además es que apenas tengo tiempo de hacer las copias de seguridad de las fotos y poco más.

  3. “Peazo” fotos… estoy deseando ver el kit completo… 😀

  4. ¡Por fin fotos de un lobo marino!, o algo muy parecido

 Leave a Reply

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

(necesario)

(necesario, no se mostrará)